martes, 24 de mayo de 2016

Cartel de madera con lema motivante

Después de muchísimo tiempo sin publicar un tutorial propio, aquí os traigo uno que me ha encantado hacer. Se trata de un cartel decorativo con una frase motivante: "El futuro es hoy", para colcarlo en alguna parte visible de la casa donde podamos leerlo y recordar que hoy es el momento en el que vivimos.



Pues bien, para hacer el cartel vamos a necesitar:

- Una base lisa con suficiente espacio para todas las letras. Yo he utilizado un tablero de DM.
- Letras con las que escribir la frase. Yo he utilizado unas letras de madera que compré en la tienda Zakka.
- Pegamento de cola, pintura blanca acrílica (en la foto aparece un tono, pero utilicé dos) y Gesso.
- Lija y pinceles. :-)



Los pasos son sencillos:

Dibuja con lapiz la línea sobre la que colocarás tus letras y pega las letras con cola.


Una vez seco, cubre todo con Gesso. Esto te ayudará a tapar el poro de la madera, a que la pintura final brille más y a darle un mejor acabado.



Una vez seco el Gesso, lija un poco la superficie para quitar las imperfecciones.




Pinta todo de pintura blanca. Para darle un toque final más especial, después de todo el proceso, yo pinté las letras con blanco perla. Esto le aportó un brillo especial y mayor relieve.



Si quisieras acabarlo aún mejor, también puedes barnizar el cartel. Yo te recomendaría hacerlo con un barniz satinado.

Si te ha gustado el tutorial y quieres animarme a continuar publicando otros, por favor, escribe un comentario. ¡Gracias!

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Qué bonito y sencillo! Me encanta la idea incluso para regalar :D

Y para hacer con peques? Cómo lo ves? (7 añitos).

Un abrazo,

Lena.

Leonor dijo...

Hola Lena.

Muchas gracias por tu comentario.

Es un proyecto ideal para realizar con niños. Además, así repasan o aprenden las letras.

Pueden decorarlas con un montón de técnicas interesantes y luego solo hay que pegarlas sobre una superficie.

Por ejemplo, te doy una idea de algo que hice yo con mis sobrinos. Decoramos las letras con rotuladores de colores vivos y las pegamos (formando sus nombres) sobre planchitas de foam. Y así fue como hicieron unos carteles para sus habitaciones.

¡Quedaron genial!